Las emociones con los libros

viernes, 15 de julio de 2016
Pues este booktag lo he encontrado en el blog a la luz de las velas y quedé completamente encantada. Me parece una manera muy hermosa de comenzar con esta sección y, de paso, darme a conocer un poquito más.

Les explico un poco en qué consiste. Relacionaré cada emoción con un libro, específicamente con cómo me hizo sentir el mismo durante la lectura, o como me hace sentir al recordarlo.



Feliz
Fairy Oak #1: El secreto de las gemelas | Elisabetta Gnone
Este libro me recuerda a mi infancia, lo leí justo antes de entrar a la adolescencia y me ayudó a despejar mi mente de ciertos problemitas que tenía en ese momento.
Me encantó sobremanera, no solo por la historia tan hermosa de Babú y Vi, sino también por las imágenes increíbles que hay intercaladas en varias oportunidades. Recuerdo también que terminé coloreando algunas, fascinada.
Como me suele pasar con casi todo lo que leo, me inspiró muchísimo para, años después, escribir Caos.


Triste
Matar a un ruiseñor | Harper Lee
¿De verdad hace falta decirlo?
Recuerdo que vi la película cuando era muy pequeña y cuando pasaron los años me empeñé en leer el libro.
Fue uno de los pocos en los que conocí una realidad dura y cruda, muy fuerte para mi corta edad en ese momento (que no recuerdo, pero sé que era bastante pequeña).
Eso sí, no me arrepiento ni un poco, siempre ocupará un lugar especial en mi corazón.



Enfadada
Legado (El Legado #4) | Cristopher Paolini
Máteme quien quiera, pero el final de esta saga me dejó con un sabor amargo en la boca. Paolini es uno de los autores que me impulsó a perseguir mi sueño de escribir y, a pesar de que la gran mayoría del libro es increíble, hay cosas en él que no puedo pasar por alto.
Principalmente Murtagh, mi personaje favorito de la saga. El cambio tan drástico (a pesar de que podría admitir que está bien razonado) de dicho personaje me descolocó completamente, me hizo incluso odiarlo. Verlo tan disminuido después de todo... tan acabado...
Mejor me callo antes de que siga soltando spoilers y alguien termine de matarme.

Nostálgica
Siberia | Ann Halam
Es uno de mis libros favoritos de todos los tiempos, me lo he leído tres veces y podría fácilmente seguirlo haciendo: nunca me cansa.
Es otro que conocí en mi infancia, al igual que Fairy Oak, y me remite a ella de manera encantadora.
No recuerdo otra cosa que ocurriera en ese momento de mi vida que no sea leer Siberia y fantasear con esa realidad mística metida dentro de nuestro mundo. De nuevo, un mundo muy crudo y frío.
La historia de Zarza siempre me hace suspirar, como si fuera el recuerdo de algo que yo misma viví.
Quería poner la portada del que tengo en físico pero, como no la conseguí, coloqué esta.

Sorprendida
Memnoch el diablo (Crónicas vampíricas #5) | Anne Rice
Me encantan los libros de ficción que se unen tanto con la realidad que te hacen dudar incluso de ti mismo. Me parece que Anne Rice tiene esa particularidad, sí, pero en Memnoch el diablo fue en donde terminó de enamorarme completamente.
La vuelta que la autora le dio al tema religioso en este libro me erizó la piel. Admito que terminé releyendo capítulos enteros y mostrándoselos a todo el mundo por la grata sorpresa que me llevé.
Siempre me han gustado las cosas bien hechas, y el contar la historia conocida de la expulsión del cielo y todo ese tema (muy, muy delicado de tratar correctamente) desde el punto de vista del diablo fue lo mejor que Anne pudo haber hecho.

Decepcionada
Hija de la fortuna | Isabel Allende
Por más que intenté leérmelo, no pude.
No era el primer libro que leía de Allende y, como me habían gustado bastante los anteriores, supuse que amaría este.
Me lo prestó una persona que yo estimaba mucho, por eso quizás me hice ideas erradas de este libro.
No estoy diciendo que sea malo, probablemente en ese momento era demasiado lento para mí o sencillamente no era lo que necesitaba leer. Recuerdo que intenté tanto que me vi teniendo que devolverme páginas o incluso capítulos porque no lograba concentrarme.


Angustiada
La mecánica del corazón | Mathias Malzieu
Me lo compré en el aeropuerto para ir a Margarita (una isla muy bonita en mi país) y me lo terminé apenas llegamos al hotel.
Mi corazón no dejó de latir con desesperación desde que lo abrí hasta que lo cerré, recuerdo que incluso me encerré en un baño para leer y que no me molestaran. Sí, así de rara soy.
Como me lo leí tan rápido el libro pudo más que yo, ocurrieron tantas cosas en tan poco tiempo que mi mente hizo cortocircuito. Terminé molesta, triste, amándolo con desesperación y con ganas de matar a alguien. Todo en un día, probablemente no sea sano.
Eso sí, lo amé prefundamente, con todas las fuerzas con las que se puede amar una historia.
Confundida
El nombre del viento (Crónica del asesino de reyes #1) | Patrick Rothfuss
Más que confundida, en completo estado de shock.
Este libro fue también recomendado por una persona a la que apreciaba y quería muchísimo y creo que fue el mejor recuerdo que me pudo dejar (porque a veces, tristemente, las amistades se acaban).
Después de leerlo no supe que hacer con mi vida, mi mente no podía asimilar lo que acababa de ocurrir.
Tengo cierta condición que explicaré algún día por la que los libros de fantasía me llegan de manera distinta a los demás, sobre todo uno tan bueno como este.
Quedé sin palabras, sin aliento y con ese gran vacío que queda en tu vida cuando te ves empequeñecido por una historia tan magnífica.



Entonces, ¿qué les pareció? ¿Están de acuerdo con mis elecciones? ¿Cuáles habrían elegido ustedes?

2 comentarios:

Laura / Alma Lectora dijo... [Responder]

A mi también me enfadó mucho el libro Legión. Tanto que no sé como termina realmente. Lo abandoné porque me pareció que el autor se reía de los lectores
A mi algunos libros de Allende me gustaron mucho pero el año pasado leí el cuaderno de maya y me decepcionó muchisímo
Y sin palabras con el nombre del viento. También siento una especial sensación con los libros de fantasía y esto fue genial
Mil besos^^

Ada Reyes dijo... [Responder]

@Laura / Alma Lectora Yo lo terminé por el amor que sentí por sus primeros libros, pero déjame decirte que no te pierdes de nada.
Me alegra saber que no fui la única a la que le ocurrió eso con Allende, estoy comenzando a pensar que sus libros tienen esa peculiaridad.
Mil besos a ti también!

Publicar un comentario

Compartir esta entrada